Bookmark and Share

Repunte de charrancitos adultos en la colonia reproductora de la Playa de Levante

Fotografía de Juan Carlos Teruel, ganadora del I Concurso Fotográfico 'Playa de Levante'

28/10/16. LMC. Parecía que estaban en declive, así que no es de extrañar que la observación de unas 150 parejas de charrancitos (Sternula albifrons) en la Playa de Levante (El Puerto de Santa María) dibuje una sonrisa de oreja a oreja a quienes se preocupan por su conservación. En la campaña desarrollada este pasado verano, han participado como voluntarias unas 70 personas. Entre ellas, una treintena de niñas y niños. Su misión, concienciar a los bañistas y usuarios de la playa portuense de que, a escasos metros, nidifica una de las colonias reproductoras de charrancitos más importante del mundo. 


"Se nota. Cada vez están más concienciados", explica el coordinador de la campaña, Antonio Rivero Reyes en declaraciones a Fan Fauna. "A esta playa viene mucha gente de fuera. Ya nos conocen. Incluso nos buscan para avisarnos, porque han visto un nido o porque han detectado alguna parte de la valla que está rota...". Llevan en la tarea doce años, pero "parece que nos vamos dando cuenta del tesoro que tenemos en la playa".


No obstante,  a pesar de la satisfacción inicial, el ambientólogo matiza: "ha habido un repunte de adultos, pero no ha habido tanto éxito reproductivo". Causas puede haber muchas, señala: "desde los temporales, hasta pisarlos sin querer... o algún perro, jugando...". Puede que quiera, pero Antonio no puede ocultar su frustración: "Es que todavía hay gente que pasa por la zona vallada. Para acortar camino mismo. Y lo que se ahorran es un minuto". Deportes como el kitesurf "también los perturban mucho". 


Los charrancitos de la Playa de Levante ponen sus nidos en plena arena. Normalmente, la puesta es  de tres huevos, que son incubados por sus progenitores. Las crías son nidífugas (abandonan el nido a las pocas horas de nacer) y en cosa de cuatro semanas están volando. Adultos y jóvenes se alimentan principalmente de pequeños peces que capturan zambulléndose en picado cerca de la orilla.  Nuestra sola presencia humana les perturba. Si somos molestos, desconsiderados e insconscientes, más. "Se han perdido muchos nidos", afirma Rivero Reyes.

 

 

Para intentar protegerlos, durante la temporada de reproducción se acota la zona de la playa de Levante en la que suele ubicarse la colonia. La consejería de Medio Ambiente es la que se encarga de colocar y mantener las vallas y la cartelería informativa. El grupo de voluntarios/as avisa si hay desperfectos. También, observa el comportamiento de la colonia para "afinar el vallado", indica Rivero Reyes.


Durante la próxima temporada, "queremos hacer un trabajo más científico" para poder recopilar datos precisos. Hay que tener en cuenta que "ahora mismo, quienes se encargan de recopilar datos de censo y demás son los técnicos de la Junta. En la campaña de voluntariado, apenas vamos una vez a la semana en julio, y así no se puede hacer un buen seguimiento. La campaña es sobre todo para concienciar y educar. Pero el año que viene queremos empezar antes, cuando llegan -las aves-, en marzo o así". 

 

Para estar al tanto de las actividades de voluntariado relacionadas con la colonia de charrancitos de la Playa de Levante, puedes seguirles en su perfil de face.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información

Publicidad

Publicidad

Publicidad