Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información

El vino y la sal, protagonistas del nuevo espacio museístico de Chiclana

El espacio dedicado a la sal recorre el proceso artesanal desde las salinas en el parque natural hasta el envasado/LMC

3/11/16. Lorena Mejías Castaño. Quienes entren en el nuevo Centro de Interpretación del Vino y la Sal de Chiclana deben saber que están pisando una antigua bodega de caldos chiclaneros. Rehabilitada al efecto y recuperada para uso público, este espacio pretende dar a conocer la tradición salinera y vitivinícola que dio a Chiclana fama internacional. 


La inauguración de las instalaciones ha contado con la presencia de numeroso público, entre representantes de diversos sectores culturales, sociales y económicos de la ciudad, y en especial, de las empresas bodegueras y salineras que aún persisten en la zona. Hay que destacar que la inauguración ha contado con la asistencia de casi toda la corporación chiclanera, así como representantes de todos los grupos municipales políticos (PSOE, PP, IU, Por Chiclana Sí Se Puede, Ganemos y el concejal no adscrito). La voz la han puesto los representantes de las administraciones, Irene García Macías, presidenta de la Diputación de Cádiz, el alcalde de Chiclana, José María Román Guerrero, y el delegado territorial de Agricultura y Pesca, José Manuel Miranda Domínguez. Cada uno a su forma, pero todos han coincidido en señalar y valorar el esfuerzo que ha supuesto poner en pie este museo, en el que han participado los equipos de varias administraciones en distintos mandatos corporativos desde hace casi dos décadas. 


Recorrer el museo es hacer un recorrido por el artesano oficio de la sal y el vino y comprender cómo estas labores forman parte de la idiosincrasisa chiclanera. Desde el parque natural hasta las viñas, desde la producción de sal artesanal hasta la bodega. En opinión de Juan Carlos Rodríguez, coordinador del proyecto, destacan también las varias aportaciones artísticas: 'La bandada de Peces' y 'El emparrado', ambas de Antonio Vela, y 'La pirámide de Sal' de Eduardo Martínez. Además de la zona museística, cuenta con un espacio preparado como futura sala de reuniones, conferencias, congresos, cursos y cualquier otro uso similar. La inversión final en la rehabilitación del edificio supera los 760.000 euros.

El museo acoge varias obras de arte, como esta 'Pirámide de sal', de Eduardo Martínez/ LMC

Todos los objetos del museo han sido donados, de ahí el agradecimiento expreso del primer edil chiclanero a quienes se han involucrado en el proyecto de una forma u otra. “Este   museo   nos   permite   incrementar   los   equipamientos   que   pueden beneficiar al turismo. Lo que hemos hecho es construir los sueños, porque cuando se proyectan iniciativas como ésta, hay mucho tiempo por delante, pero hay que llegar al final para prestar un servicio público, camino en el que no dejamos de trabajar por y para la ciudad”, ha dicho el Román Guerrero. ​


García Macías ha destacado que las nuevas dependencias son "una apuesta realizada por las instituciones y por los ciudadanos que quieren mimar sus tradiciones y a su pueblo. En este museo se ve identificada mucha gente, que ha contribuido con enseres que pertenecen a sus familias, por eso, este museo es de todos”. 


Miranda Domínguez ha asegurado  que “esto es un sueño hecho realidad, sobre todo para aquellos que han tenido la oportunidad de trabajar en este proyecto". 


El nuevo Centro de Interpretación del Vino y la Sal está en la Plaza de las Bodegas, en pleno centro de la ciudad de Chiclana. La entrada es gratuita. Se pueden hacer reservas para grupos guiados (mínimo 15 personas) y pueden concertarse catas. 
Según la información que facilita el propio consistorio chiclanero, el horario de visitas es, hasta el 30 de junio,  de 10:00 a 14:00 y de 18:00 a 20:00 horas, de martes a sábados.  Los domingos solo por la mañana. 


En la temporada veraniega (del 1 de julio al 31 de septiembre), el horario se amplía en una hora el horario de tarde y los domingos y lunes permanecerá cerrado. 

García Macías, Román Guerrero y Miranda Domínguez, en su visita por el museo del Vino y la Sal/ F.F.

Reportajes de Fan Fauna Chiclana relacionados

El trabajo de la Sal (1/2)

El trabajo de la Sal (2/2)

CRA Salinas de Chiclana, un paseo por la historia de la producción salinera (1)

CRA Salinas de Chiclana, un paseo por la historia de la producción salinera (2)

Bartivás, ejemplo de constancia

Sal y algas al servicio del deporte

Variedades de Sal(1/2)

Variedades de Sal (2/2)

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información

Publicidad